viernes, 23 de mayo de 2008

Café de Colombia

Graves problemas para los caficultores del Tolima

Invierno, revaluación, mal estado de las vías, altos costos de fertilizantes y combustibles, son los factores que dificultan la labor de los caficultures del departamento del Tolima.

Variables externas como el fuerte invierno, la revaluación del dólar y el incremento en los costos de los combustibles, son algunos de los aspectos que han jugado en contra de los cafeteros tolimenses, a pesar de que el grano producido en el departamento se consolida como uno de los mejores del mundo.

Las medidas adoptadas por el Gobierno conjuntamente con la Federación de Cafeteros, para estimular la renovación de cafetales y subisidiar la compra de fertilizantes, contribuyen a mitigar el impacto de esas variables, pero los cultivadores siguen vendiendo sus cargas por debajo de los costos de producción.

"Las pérdidas, aunque los costos varían, pueden estar en el orden de los 20 mil ó 30 mil pesos por carga", indicó Gildardo Monroy Guerrero, director ejecutivo del Comité Departamental de Cafeteros del Tolima.

Uno de los grandes dolores de cabeza de los productores sigue siendo el elevado costo de los fertilizantes, a pesar de que en los últimos días han presentado una leve disminución, puesto que dentro de la estructura de costos de la producción de cafetales tecnificados el precio de estos insumos tiene una participación del 24 por ciento.

Adicionalmente, está la dificultad de sacar el grano de sus fincas para venderlo, derivada por el mal estado de las vías y el elevado precio del combustible, al punto que cafeteros de algunos municipios del Tolima han regresado a la utilización de las mulas de carga para transportar el café.

Según Gildardo Monroy, en el sur del departamento, debido a las vías intransitables, hay 200 mil kilos de café que no han podido ser llevados a Almacafé.

De acuerdo con el directivo, las consecuencias del invierno del año pasado (que fue menos intenso que el del 2008) se están viendo reflejadas en la cosecha de este año, que se prevé estará disminuida aproximadamente en un 30 por ciento.

"Cuando llueve, las labores agrícolas no rinden. Los cafeteros tienen una infraestructura de secado natural por medio de marquesinas, al sol, pero si el sol no sale... Además, no se cuenta con incentivos para ayudar al productor en temas de desastres naturales.

En los últimos meses se ha presentado la devastación de cafetales debido al deslizamiento de los terrenos en fincas cafeteras, a causa de la gan concentración de lluvias", agregó Monroy.

Por último, el director ejecutivo señaló que la cotización del café que se tiene actualmente, de 1,44 dólares, frente a 0,70 y 0,90 centavos de dólar del 2007, no se ha podido reflejar en la economía de los caficultores debido a la revaluación del dólar y los altos costos de los fertilizantes.

"El proceso de revaluación no nos ha permitido disfrutar del buen precio de que goza el café colombiano. Deberíamos estar en las mejores condiciones económicas", puntualizó Monroy.

Dinero para las vías terciarias

El Comité de Cafeteros está a la espera de la respuesta de un proyecto presentado a Invías para el mejoramiento y la conservación de la infraestructura de la red terciaria en el Tolima.

Según Gildardo Monroy, director del Comité, el departamento ya entregó una disponibilidad por mil 474 millones de pesos, el Comité aportaría mil 386 millones e Invías, algo más de cinco mil 200 millones, para 8 mil millones.

Adicionalmente, existe otro proyecto de cuatro mil millones de pesos con las agencias internacionales Midas y Adam, para transferencia de tecnología y apoyo a la producción de cafés especiales.

Serían tres las 'Juan Valdez' para el Tolima

Además de la tienda Juan Valdez que será inaugurada durante las festividades de junio en la carrera Quinta con calle 37, se está gestionando la apertura de otra tienda en la plazoleta Darío Echandía y se está estudiando la posibilidad de abrir otra en Melgar.

En los próximos días se dará un encuentro entre el alcalde Jesús María Botero y funcionarios de Procafecol para conocer los detalles de la tienda en el centro de Ibagué.

Según Gildardo Monroy, las tiendas Juan Valdez hacen parte de una estrategia para posicionar el café de Colombia como el mejor del mundo y darle valor agregado a este producto. Además en ellas se venderán cafés del Tolima.



http://www.eltiempo.com/nacion/tolima/22demayode2008/ARTICULO-WEB-NOTA_INTERIOR-4201980.html