lunes, 4 de agosto de 2008

Café de Colombia

Afectadas ventas de café de Colombia al continuar paro camionero
BOGOTA (Reuters) - La huelga de camioneros de Colombia cumplió el domingo su primer fin de semana, impidiendo la exportación de 100.000 sacos de café y amenazando el normal suministro de víveres en las ciudades, mientras los conductores acusaron al Gobierno de no hacer cumplir un aumento de fletes.

Un portavoz de la Federación Nacional de Cafeteros, que responde por un 30 por ciento de las exportaciones del país, dijo que no hay planes de contingencia para atender los compromisos de venta del grano.

"Seguimos en la misma situación y este fin de semana ya se produjo el daño de los 100.000 sacos que no se pudieron embarcar," dijo el portavoz a Reuters.

Colombia es el tercer mayor abastecedor mundial del grano, después de Brasil y Vietnam.

El ministro de Hacienda, Oscar Iván Zuluaga, dijo que en la medida en que se prolongue la inmovilización de más de 100.000 camiones, podrían surgir dificultades de abastecimiento de alimentos y mercancías, con el consecuente aumento de los precios.

Los conductores solicitan un incremento en los fletes, debido al aumento de los precios de los combustibles.

La huelga afectó el viernes el mercado de café, cuando la cotización para los contratos a septiembre del arábica en Nueva York aumentó 0,80 centavos de dólar a un cierre de 1,4015 dólares la libra.

El presidente de la Asociación Nacional de Camioneros, Nemesio Castillo, expresó a Reuters que el Gobierno "no mantuvo su palabra" se hacer cumplir con una tabla de fletes.

"La parálisis continúa," dijo Castillo a Reuters.

Las negociaciones para levantar la huelga se reanudarán el lunes.